Mateo Pumacahua

Nació en Chinchero el 21 de septiembre de 1748 de noble estirpe indígena.

La noche del 2 de agosto de 1814 se produjo la revolución organizada por los hermanos Angulo y de inmediato se constituyó la junta gubernativa a cuya presidencia fue llamado Pumacahua, cuyo concurso se había considerado vital para el éxito de la rebelión de los indígenas.

Se formaron tres expediciones: una para incursionar en el Alto Perú, otra que debía llegar hasta Huamanga y la tercera al mando de Pumacahua se dirigía a Arequipa, el destino de estas tres expediciones fue trágico.

La expedición de Pumacahua hizo un ingreso triunfal en Arequipa, después de vencer a los realistas en Apacheta el 9 de noviembre, en un combate que duró más de tres horas.

Desconcertados por la derrota, los realistas permanecieron varios meses inactivos, mientras Pumacahua y sus fuerzas intentaron infructuosamente hacerles frente, tratando de amedrentarlos con el fusilamiento de los jefes españoles Moscoso y Picoaga.

En Ayaviri se produjo el segundo encuentro con los realistas y los patriotas tuvieron que abandonar el campo ante el impetu de la caballería enemiga.

Reorganizados, hicieron frente a los realistas en Humachiri, el 11 de marzo de 1815, sufriendo una total derrota.

Un consejo de guerra juzgó a Pumacahua en Sicuani, en cuya plaza principal fue decapitado el anciano en cumplimiento de la sentencia que se le dictó. Su cuerpo fue descuartizado para que sus restos se exhibieran en Arequipa, Cusco y otras localidades.